La industria utilizó 60,1% de su capacidad instalada durante julio